Isabel Molina nos muestra su casa

En una radiante tarde, la carismática actriz y presentadora de televisión Isabel Molina nos abre las puertas de su hogar para contarnos cómo es su vida dentro de casa.

De padre cuencano y madre alemana, Isabel nació en el país europeo, posteriormente se dio la oportunidad cuando era pequeña de radicarse en el Ecuador. Después de vivir diez años en México donde realizó sus estudios de actuación en la cadena Televisa, se radicó definitivamente en la ciudad de Quito con su hijo Paolo, que hoy en día tiene seis años.

Su hogar es poco usual, ya que tiene el diseño de un barco. El constructor fue su hermano, por lo que tiene un valor inigualable no solo por el estilo sino que esta obra les ha permitido estar junto a sus padres en tres departamentos independientes.

Isabel destaca mucho la funcionalidad de tener todo en una sola planta, una cocina abierta, sala y comedor que acentuan por sus líneas sencillas, que complementan el estilo mininalista de su decoración.

No se puede dejar de lado los detalles de construcción como el ladrillo visto en su sala, ventanas de forma redonda, líneas curvas en los acabados, que dan esa armonía y frescura al espacio, todo conjugado a su vez con cuero, madera, metal y vidrio.

La presentadora en sus gustos por la decoración tiene una predilección por los colores blanco y rojo, estos tonos los podemos ver plasmados tanto en paredes como en detalles “con muy pocas cosas soy feliz”, adicionalmente gusta mucho de plantas y flores, éstas no pueden faltar en su hogar.

Se siente privilegiada de estar en “Mañaneros”, programa que le permite ser ella en su esencia, tratar temas de interés público y poner en práctica sus estudios lo que le conecta con el público que cada mañana los acompaña a través de la televisión.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *